Contra la Guerra Imperialista, Internacionalismo Proletario

Cada día que pasa asistimos a la militarización creciente de la sociedad y de las relaciones internacionales. Con la excusa de los atentados en París – que son sin discusión una salvajada – se ha decretado el estado de emergencia en Francia y el ejército interviene en el interior del país.

A todo este huracán patriotero y militarista, la clase obrera debe oponer el internacionalismo. Los trabajadores de todos los países son nuestros hermanos de clase. El internacionalismo no es una amalgama de nacionalismos reaccionarios. El internacionalismo es la superación de todo nacionalismo (ya sea español, catalán, vasco, francés, ruso, sirio, etc.) y es el único oxígeno que tiene la clase obrera.

LAS VERDADERAS CAUSAS DE LA GUERRA

Todos los estados que intervienen en Siria y en Oriente Medio son estados capitalistas e imperialistas desde el primero hasta el último (desde la Unión Europea a Rusia pasando por EEUU, Irán, Turquía, Arabia Saudí, Israel, desde el régimen de Al-Asad a los grupos de “oposición” incluido el Estado Islámico son todos grupos que se disputan el control de la materia prima, el negocio del petróleo y de la droga; que se disputan el fruto de la explotación de la clase obrera mundial). Los verdaderos motivos de estos atentados y de la intervención militar de los diversos países son motivos mercantiles, lo que buscan es asegurar sus posiciones imperialistas y para esto no dudan en masacrar a los trabajadores de cualquier sitio y no dudarán en llevarnos al matadero a nosotros también.

¿CÓMO PUEDEN DECIR QUE NOS VAN A PROTEGER DE UNA SITUACIÓN QUE ELLOS MISMOS HAN CREADO?

La “seguridad” es sólo una excusa para reprimir cualquier tipo de protesta, para imponernos todavía más sacrificios en nombre del bien de la Empresa y de su Patria. Y para darnos mañana un fusil para que vayamos a matar a los trabajadores de otros países.

Los ejércitos que (desde 1967) intervienen militarmente en los diversos países de Oriente Medio y que hoy se dedican a bombardear poblaciones enteras, a destruir hospitales y escuelas, que financian a los grupos terroristas que luego les sirven de excusa para sus incursiones militares; estos ejércitos no nos van a dar nunca ninguna seguridad sino que son los generadores de toda esta montaña de crímenes y matanzas.

¿NOS VAMOS A CREER QUE NUESTRO PROBLEMA ES QUE LA BURGUESÍA PUEDA QUEDARSE CON LAS MATERIAS PRIMAS DE ORIENTE MEDIO?

Nuestro problema es la explotación que esta misma burguesía (española, catalana, vasca, francesa, alemana o de donde sea) nos impone cotidianamente a nosotros y a los trabajadores de todo el mundo. Nuestro problema es que hay 6.000.000 de trabajadores en paro, que más de 5,7 millones de compañeros no cobran el salario mínimo, que nos matan a trabajar y nos hacen trabajar enfermos, etc. Nuestro problema es que – para asegurar sus ganancias – nos van a llevar al matadero a todos y no podemos permitirlo.

Para leer en otros idiomas

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s